¿Cómo evitar la depresión en el deporte?

depresión en el deporte

¿Te gustaría saber por qué puede surgir la depresión en el deporte?

¿Conoces la forma de evitar la depresión deportiva?

Hola, soy Rafeta Pallarés, y quiero ayudarte a que puedas mejorar tu rendimiento y conozcas las formas de evitar la depresión en el deporte.

Lo primero que debes saber es que la depresión en el deporte puede surgir si la exigencia del deportista es excesivamente alta, y no se relaciona con su rendimiento.

Además, debes conocer que los deportistas que abandonan el deporte cuando no consigues cumplir sus metas pueden tener riesgo de tener este tipo de depresión.

¿Por qué puede surgir la depresión en el deporte?

La depresión en el deporte puede surgir por dos factores:

Sobre exigencia deportiva.

Tu exigencia debe estar relacionada con el rendimiento. Si tu exigencia es muy alta, pero tu rendimiento en el entrenamiento y en la competición no es el mismo, tu bienestar emocional se vería perjudicado. Por esta razón, antes de exigirte unos objetivos muy altos piensa en el rendimiento que estás teniendo.

Abandono deportivo temprano.

Cuando tu exigencia es muy alta y ves que no puedes cumplirla, el abandono temprano puede llegar. El problema del abandono temprano es que puede que lo hagas forzado, porque sientas que no puedes conseguirlo. Esto puede hacer que surja la depresión u otros problemas.

Para evitarlo tienes que gestionar esa sobre exigencia, de lo contrario te verás perjudicado seguro.

¿Qué factores afectan a la depresión deportiva?

Existen diferentes factores que afectan al rendimiento del deportista y pueden causarle problemas:

Síndrome de burnout.

Cuando el deportista siente que su entrenamiento o la competición son más aburridos, que pierden el sentido, los problemas empiezan a aumentar. Para que esto no surja debemos trabajar la motivación, la confianza y el rendimiento mental del deportista.

Cuando el deportista se siente que no tiene sentido el entrenamiento o la competición llega el “síndrome de burnout” que es “quemarse”, es decir, la exigencia, el rendimiento y el tiempo invertido es tan alto en el deporte que pierde el sentido, porque no cumple sus objetivos. Por esta razón, trabajar la autoexigencia y los objetivos es necesario para todos.

Pensamientos negativos respecto al futuro.

Tener pensamientos negativos con respecto al futuro puede perjudicar al deportista, porque si este piensa que no va a poder cumplir sus objetivos, o que no va a llegar a las metas que tiene propuestas, el camino pierde el sentido.

Trabajar el pensamiento es necesario para poder cultivarlo, y conseguir que este sea más positivo.

Expectativas demasiado ambiciosas.

Las expectativas pueden afectar al rendimiento del deportista, es decir, si el deportista piensa que en un año conseguirá llegar al rendimiento óptimo que busca, y ganará una competición, y esto no se cumple le perjudicará. Por esta razón, para gestionar las expectativas se debe tener en cuenta el rendimiento actual, y no el soñado.

Estar lejos de la familia y los allegados.

Cuando un deportista decide entrenar muchas horas para mejorar su rendimiento, hay una parte de su vida social que deja de lado. Esto puede perjudicarle, porque solo se relacione con sus amigos del deporte, o porque desee más relaciones sociales. Por esta razón, nunca deben olvidar las relaciones sociales, aunque sea una simple llamada entre amigos o familiares.

¿Qué factores deben analizarse?

Los factores que deben analizarse para que los deportistas no sufran la depresión, o la superen lo antes posible, son los siguientes:

  • Estado de ánimo deprimido o triste, cuando el deportista se sienta más triste de lo normal debemos analizarlo.
  • Falta de interés, cuando el deportista pierda el interés por entrenar o competir, puede ser una señal de que están surgiendo problemas, y uno de ellos podría ser la depresión.
  • Falta de energía, si el deportista no tiene la misma energía que de normal, debemos analizarlo bien.
  • Aumento o pérdida de peso, este aumento o pérdida si no se ha buscado puede ser un indicativo importante.
  • No dormir bien o dormir de más, si el deportista empieza a quejarse de ambos aspectos es necesario analizarlo y cuidarlo.
  • Falta de concentración y coordinación de sus actividades deportivas, un problema importante en la depresión es que la concentración disminuye y con ello la coordinación, por lo que el deportista se moverá más lento y cometerá muchos más fallos que de normal.
  • Falta de satisfacción deportiva, si el deportista de repente nota que ya no le satisface nada el deporte, debemos analizarlo porque nos indica que algo está pasando.
  • Sentimiento de culpa al sentirse incapaz de hacer la actividad deportiva. El deportista puede sentirse culpable porque antes era diferente, y ahora no puede con todo. Este sentimiento de culpa perjudicará su bienestar emocional, y por esta razón, se debe tratar con calma y paciencia.
  • NUNCA se debe dejar de lado los PENSAMIENTOS SUICIDAS, sí, debemos analizarlos. Es decir, si un deportista pierde el interés, las ganas, la fuerza, y de repente surgen pensamientos suicidas, nunca podemos dejarlos de lado esos pensamientos.

¿Qué factores tener en cuenta para evitar la depresión en el deporte?

Para que un deportista intente evitar la depresión, o la pueda combatir lo mejor posible, debe tener en cuenta los siguientes factores:

Carrera dual.

Cuando el deportista decide entrenar muchas más horas para intentar cumplir sus objetivos, no puede perder de vista disponer de un plan B por si pasa algo. Es decir, un deportista que se dedica a entrenar y competir para vivir del deporte puede conseguirlo, pero si se lesiona o sufre cualquier problema, el plan B puede ayudarle a no sufrir esa depresión.

El plan B más común es la formación para desarrollar su carrera después del deporte.

Apoyo psicológico.

El apoyo mental o psicológico para los deportistas es necesario, sí, todo apoyo es indispensable para que el deportista consiga su mejor rendimiento, y para evitar problemas el apoyo psicológico es un pilar indispensable.

Facilidades para el deportista.

Por último, para que el deportista puede dedicarse a entrenar y competir, es decir, pueda vivir del deporte, es necesario que disponga de ayudas. Los deportes mayoritarios disponen de muchas ayudas, pero los deportes minoritarios no.

Estas ayudas las pueden facilitar las empresas, las universidades, las federaciones, etc. Estas ayudas pueden ser desde el apoyo económico al deportista hasta la facilitación de un horario para que pueda formarse. Sin estas ayudas es imposible que el deportista consiga dedicarse a su deporte.

Está en nuestra mano, y es necesario que lo decidamos ya.

¿Cómo combatir la depresión deportiva?

Para combatir la depresión deportiva debemos tener en cuenta los siguientes factores:

  • Aprender a gestionar el estrés: Todos nos vamos a estresar en nuestro día a día, pero si sabes gestionarlo bien y vivir con él, podrás conseguir mejorar mucho más tu rendimiento.
  • Entrenar la gestión de las emociones: recuerda no hay emociones positivas o negativas, pero sí las que te hacen sentir bien y las que te hacen sentir mal. Aprender a gestionarlas te ayudará a sentirte mucho mejor cada día.
  • No perder la vida social: el ser humano es sociable, por lo que no pierdas tu vida social para seguir creciendo como persona, y favoreciendo tu bienestar emocional.
  • Aprender a vivir en el presente: no pensar en exceso en el futuro, y dejar pasar el pasado. Es la única forma de conseguir sentirte bien, porque si no perderás parte de tu vida.
  • Modificar las metas: evita que estas metas sean rígidas, tu rendimiento irá cambiando con el tiempo y tus metas también deberían hacerlo.
  • Aceptar y perdonarte: todos podemos cometer errores, y tú también. Acepta tus errores y perdónate para poder sentirte mejor.
  • Aprender a vivir en la incertidumbre: es imposible saber que va a pasar mañana o en una semana, y estar pensando todo el rato en estos aspectos te perjudicará porque no vivirás el presente, por esta razón, aprende a vivir en la incertidumbre y acéptala.

Conclusión.

La depresión deportiva puede sufrirla cualquier deportista, pero es necesario que sepamos combatirla para poder ayudarles a sentirse mejor.

Recuerda: el rendimiento mental es necesario para todos, y debes apoyarte para desarrollar tu carrera profesional.

¿Quieres que te ayude a romper estos mitos? ¡No te lo pierdas!

Si leyendo este post te han surgido dudas o tienes alguna pregunta, puedes escribirme en comentarios o en privado, e intentaré ayudarte.

  1. Sesiones de entrenamiento mental personalizadas: Contacta conmigo.
  2. Contenido en mis redes sociales ayudarte a desarrollar este entrenamiento: Instagram, YouTube y Tiktok.
  3. Manuales a la venta para poder ayudarte: Tienda.

12 comentarios en “¿Cómo evitar la depresión en el deporte?”

  1. Norma Villena

    Bien Claro; tengo un niño de 15 años el practica waterpolo o poloacuatico, ya ha participado en diferentes eventos, en los cuales no alcanzo el objetivo que el suponía, pero hoy convocado a una preseleccion para estar dentro del equipo nacional, eso implica la presión de los entrenamientos y estar fuera de casa mas tiempo, como mama que debo hacer o como aconsejarle y apoyarlo, le escribo desde Peru, saludos, espero pronta respuesta,gracias.

    1. Rafeta Pallarés

      Lo mejor que puedes hacer para ayudarle en estos momentos de frustración o momentos de tristeza, es acompañarle a tu hijo, aunque él no quiera en algunos momentos. Dejarle claro que estás ahí, y que vas a apoyarle cuando lo necesite.
      Es la mejor forma de ayudarle, porque todas las demás ayudas son con trabajo profesional, y eso no se si te tomaría en serio al ser su madre.
      Espero que te haya ayudado la respuesta.
      Un saludo.

  2. Hola tengo un hijo de 16 años juega al fútbol y hace unos días q lo noto triste desganado es de muy poco hablar pero me cuestiono si está sufriendo de depresión deportiva

  3. Hola soy mamá de un adolescente de 15 años, mi hijo juega soccer desde los 5 años entonces siempre lo inscribimos en un equipo y aparte Juega en el equipo de la high school, las 2 últimas temporadas del equipo en el que está y en su escuela la verdad no fueron buenas para él y este año no quiso entrar al equipo de la escuela, el pone como excusa que se lesiona muy seguido.
    A mi me gustaría que siguiera en el equipo de la escuela pero no quiere dice que lo va pensar.
    La verdad yo quisiera que siguiera jugando y yo pienso que es depresión deportiva porque el se ponía metas muy altas y no las ha logrado.
    No sé cómo puedo ayudarlo.

    1. Rafeta Pallarés

      Buenos días Andrea, discúlpame que no haya respondido antes, estoy fuera y no me había llegado ninguna notificación del mensaje.
      Para poder ayudar a tu hijo, lo que te recomendaría es que te sentases con él, para que él te contase realmente cómo se siente, porque a veces no lo sabe y tiene que pensarlo.
      Entiendo que estando en octubre habréis tomado alguna decisión, ¿cuál ha sido?
      Por otra parte, el no cumplir los objetivos puede hacer que se sienta peor, pero para hablar de depresión debería verse con paciencia y analizarse bien. En el deporte muchas veces pasa que no se cumplen las metas altas.
      Para ayudarlo, el mejor consejo que te puedo dar es estar a su lado y escucharle, es lo que mejor le puede venir ahora, sin que se sienta presionado.
      Espero haberte ayudado.

  4. Britney Odar

    Hola, Mi enamorado juega al fútbol desde muy pequeño, él sueña con llegar lejos, pero a veces su entrenador le hace bajar de ánimos o ganas porque le grita súper feo y es muy intenso, él cada vez tiene mejor ganas de entrenar y hasta me comentó que quiere dejar de jugar fútbol, lo cual para mí no es factible ya que es de los primeros puestos en los campeonatos que juega, es uno de los máximos goleadores y en base a mi opinión, juega súper bien. Ya intenté animarlo en muchas ocasiones, pero sigue igual, no sé que hacer:(.

    1. Rafeta Pallarés

      Hola!
      Lo mejor que puedes hacer es acompañarle y escucharle en su situación, y posiblemente pueda pensar en cambiar de club o hablar con el entrenador para que no le hable así. Es una situación difícil, pero no te recomiendo que le exijas quedarse en el club. Acompañale todo lo que puedas, y le ayudarás mucho más.
      Espero que este comentario te haya ayudado.

  5. Jose Antonio Reyes Gómez

    Hola que tal soy un muchacho de 21 años lo que pasa es que en el año 2020 estuve entrenando mucho y deje de estar en relaciones sociales no seguí mis estudios y seguí entrenando no se que paso comía y bebía bien pero tenia un problema era adicto al sexo y al porno pero lo mantenía a raya entonces no se que paso tenia mucha resistencia mucha concentración mucha fuerza velocidad era un jugador de fútbol completo pero no se mis sentimientos cambiaron y no tenía novia en aquel entonces ahora siento mucha presión y estoy como que trastornado que según por entrenar mucho te da fibromialgia y ese es mi mayor miedo el problema es que en las noches no puedo dormir y además estuve consumiendo multivitaminicos es que no se si fue covid que me dio o no se pero acabe culpando a mi adicción al sexo entonces estuve estresado durante mucho tiempo mo se que paso mi cerebro no anda al 100 como que quede con ansiedad ayuda

    1. Rafeta Pallarés

      Hola José Antonio, esto deberíamos hablarlo tranquilamente con una sesión, porque estoy seguro que te ayudaría y podría ver la forma de buscar soluciones a esto que me comentas.
      Muchas gracias por la confianza, porfa escríbeme al correo rafeta@rafetapallares.com y lo vemos todo

  6. Jose Antonio Reyes Gómez

    Otra cosa es que no tengo decayó mi confianza no se que pasa me da miedo porque no me vaya a volver esquizofrenico por culpa de mi hipocondria.

    1. Rafeta Pallarés

      Esto también podemos trabajarlo, y con calma puede sentirte mejor y volver a luchar por los objetivos que te propongas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra